Transformación digital de la Comunicación

Para poder observar la continua transformación digital de la comunicación, nada mejor que adentrarse en la web de Llorente & Cuenca, por cuyo entramado de constante trabajo y creatividad, fluye una pedagogía compartida que los hace grandes; como equipo, y como hombres y mujeres que ponen a disposición de los demás un talento que repercute de lleno en la tarea de construir una sociedad mucho mejor y más dinámica.

Su propio fundador y presidente: José Antonio Llorente, me escribe un mail dándome cuenta de las novedades que incorporan en su espacio, redoblando con su actitud la admiración que siento por él y, por qué no decirlo, el sentimiento de nostalgia que a veces me invade, cada vez que compruebo el buen hacer de todos ellos y la profesionalidad a raudales que muestran en todas y cada una de sus acciones.

Todavía recuerdo la primera vez que conocí sus instalaciones en el centro de Madrid. Mientras permanecía sentado, a la espera de ser recibido, todo lo que allí observaba ya se quedó para siempre en mi memoria como sentimiento de total admiración: profesionalidad, buenos modos, comunicación profesional, profunda y enriquecedora labor de equipo. Era todo; desde la decoración de sus cuadros, la manera amable de saludarte en recepción, las grandes pantallas para mantener reuniones online, los exquisitos documentos que podías leer en su web… Era todo; absolutamente todo, haciendo un conglomerado de enriquecedora admiración y respeto.

Luego tuve la suerte de conocer a muchas de las personas que hacen grande a Llorente & Cuenca: Alejandro Romero, José Manuel Velasco, Ivan Pino, Luis Serrano y un largo etcétera que me haría casi interminable la lista en este breve artículo. Todos ellos, desde sus respectivas áreas y responsabilidades, enseñando con verdadera pasión el conocimiento que poseen y que siempre comparten.

Ahora han remodelado con acierto su exquisito espacio y, nada más visitarlo, ya le sugieren al visitante una constructiva tarea: Anticípate, con cuya acción será mucho menos complicado comprender y administrar los tiempos apresurados y de constantes cambios en los que estamos inmersos. Y lo que es más importante, le ofrecen al cliente la oportunidad de ser el auténtico protagonista de su historia, construyendo su propio relato o storytelling, desde la ética y la transparencia radical. No cabe otra y, por lo tanto, anticiparse al presente que transita veloz, evitará sobresaltos de cara al futuro. Les invito, pues, a visitar su excelente trabajo y su siempre necesaria pedagogía. No se arrepentirán.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.